Presentación

Al principio fue un mazazo cuando en Noviembre de 2012, le diagnosticaron a mi hijo la celiaquía, mi pobre niño lo había pasado fatal, vomitando todo el día, no quería ni ver la comida, se quedo muy flaquito y con una anemia de caballo. Era un niño superalegre y de repente estaba huraño y lloraba... Seguir leyendo →

Crea tu propio blog con WordPress.com.

Subir ↑